29 de mayo de 2010

Científico introduce virus al chip que lleva en su cuerpo


El investigador británico Mark Gasson se insertó hace un año un microchip en su cuerpo. Es del tipo RFID, para intercambio de información por radiofrecuencia. Ahora lo infectó con un virus informático para estudiar qué efectos podría tener en el organismo.

Con el chip RFID que lleva dentro de su brazo izquierdo, ahora Gasson puede abrir la puerta de su laboratorio de la Universidad de Reading (sudeste de Inglaterra) donde trabaja y no tener que teclear un PIN cada vez que enciende su teléfono móvil.

Pero ahora Gasson quiere ir un paso más allá. El nuevo tema de estudio del científico es qué podría pasar si una sociedad atravesada por chips insertados en los cuerpos se enfrenta a una infección informática. Y para encarar esta nueva investigación, infectó el microchip que él mismo lleva en su brazo.

De esta forma, Gasson se convirtió en el primer ser humano infectado con un virus informático. El virus que se inoculó terminó infectando el sistema asociado a la apertura de la puerta de su laboratorio, con lo que cualquiera que accedía a su edificio con un chip, también se infectaba, siguiendo la lógica de funcionamiento de la mayoría de virus.

Para el experto en cibernética, la solución pasa por "una precaución muy básica": encriptar los datos transmitidos a través de chips y, en el caso de dispositivos médicos, protegerlos con una contraseña, informa La Vanguardia.

Gasson presentará los resultados de su curiosa experiencia en el International Symposium on Technology and Society, que se celebra en Australia del 7 al 9 de junio.